martes, 29 de abril de 2014

Bombas, un postre por poco más de 1 €

Así se llama este dulce en mi pueblo.

Tenemos una pastelería en la que es súper típico y yo, cuando quiero quitarme mono de pasteles de mi pueblo, me hago este postre, aunque es tipo torrija  os aseguro es riiiiquíiiisimo. Mi mami, para que me quitara el mono cuando estaba fuera (QUE AYER ERA LA vEGUILLA, LA FIESTA DE MI PUEBLO Y LO PASO REFATAL ESTANDO LEJOS DE MI GENTE ) me enseñó su receta.

 
Facilísimo y baratíiiisimo, pero has de seguir las instrucciones al pie de la letra.

Vas al supermercado Día y compras las bolsas de medias noches marca Día, vienen 7 en cada bolsa (sólo quedan así con estas medias noches, he probado miles y sólo valen éstas). Por poquito más de un euro, tienes el postre estrella de la temporada, palabrita de Luna.
El súper Día no me ha dao ni un pavo (ni tampoco una gallina) porque os diga que yo uso sus medias noches.

 
Soy de recetas rápidas, baratas y súper resultonas.

Has de dejarlas en remojo el día antes con las instrucciones que os detallo a continuación.
 

 
Usa un vaso de nocilla para la medida, bueno, vale cualquier otro vaso, pero sabéis a cuál me refiero, ¿no?
Coges una cazuela bajita o sartén alta (jajajaja, controlo mogollón de la cocina, es evidente) y le echas una medida y media de azúcar y dos de agua, lo pones a hervir hasta que se deshaga.


Echas las medias noches, primero por lo durito un momentín de ese hervor y ya por el otro lado, y las dejas allí dentro toda la noche para que empapen. A mí personalmente no me gustan muy encharcadas.


 
Al día siguiente, nada más levantarte y en aceite de girasol (yo los postres los hago en aceite de girasol y con leche entera),  las fríes vuelta y vuelta. Queda un poquito doradita, pero poco porque sino se deshace del todo y luego se desmenuza.

 





Las espolvoreas con azúcar y se deja enfriar. No se nota el azúcar y no se mastica, se deshace en la boca, está increíblemente jugoso. Vamos, de Orgasmo Culinario, que estoy del festival de sabores, de texturas y contrastes  hasta las narices, inventaros frases nuevas, divertidas y diferentes para hablar de cocina, todoooo el mundo con las mismas cositas y palabros (si es que si se pone algo de moda...).

Ale, ya tenéis un postre para estos días de descanso. Pasadlo fenomenal, haced cosillas, divertios y vivid por encima de todas las cosas.

Ah, si os acordáis en el último minuto del postre y ya no os da tiempo hacer éste (recordad que han de reposar la noche anterior), probad con ésta otra: Pastas en 10 minutos; también está requetebuenísima.

Besos.

 

16 comentarios:

  1. Ya sabes que nos vas a preparar el día de las costillas... me las comeré mientras estoy tumbada en la hamaca...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y agarrándole al Pichu el objetivo, no me digas más ¡¡¡ jajjaja

      Eliminar
  2. Están que te mueres de ricas .,, como todo lo que engorda ....en cuanto acabe la dieta me las hago.

    ResponderEliminar
  3. Tienen una pinta estupenda y parecen facilitas de hacer, me las apunto para la proxima reunión.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De verás que lo son, yo paso de complicarme la vida, lo prometo

      Eliminar
  4. Este postre me lo apunto, tiene una pinta estupenda. Y ya será menos tu corte de pelo.

    besos

    ResponderEliminar
  5. Que buena receta!! Creo que hasta yo la puedo hacer!! Me encanta!

    Silvicious
    www.silvicious.com
    silviciousbrand.blogspot.com

    ResponderEliminar
  6. Vaya pinta y de lo mas facilita!!me voy a poner morada!!besos

    ResponderEliminar
  7. Tengo hambre acabo de llegar a casa y leo esto.... por Diosssss. Y el Día ya ha cerrado no puedo con la vida

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo en casa dos bolsas,......!!! Jijijijiji

      Eliminar
  8. Respuestas
    1. puede que el aspecto no diga mucho, pero están expectacular !!

      Eliminar